martes, 7 de abril de 2015

NUEVA SACUDIDA AL VIEJO ARCÓN

                                                              I
 
 
Allí donde las pisadas no regresan,
quedan impresos los días soleados
y las noches de tormenta.
El viento se lleva los suspiros...
 
                                          II
 
Alguien lleva en un cuenco
las cenizas de un sueño...
 
                                          III
 
No abandones tus pisadas
sobre la roca oscura
que yace como un monstruo dormido
en la ribera. Mas, no retornes.
Sigue por la vereda
hasta donde te lleve el porvenir:
No importa si alguien
se haya quedado atrás.
 
                                         IV
 
La oscuridad cubre la noche como un velo,
pero las almas que no saben de infamias
brillan como diamantes
bajo un rayo de sol...
 
                                          V
 
No supe descubrir,
entre los llantos de mis congojas
que ya era libre
para volver a amar.
 
                                           VI
 
Unas manos que llovían
ternuras sobre su frente atormentada
le devolvieron la luz de su mirada,
la calma a su inquietud,
el rocío a su rosa
que casi marchitaba.
Unos ojos que prometieron lunas
regresaron a su alma
los delirios de mundos ignotos,
de praderas colmadas de colores,
de cielos con millares de luces
donadas por sus manos
para iluminar el camino de sus vidas.
Unos labios que entonaron
augurios como ritmos del cielo
en melodías no escuchadas y
besos que nadie conoció
porque eran suyos y
le pertenecieron solamente  a su boca...
le enseñaron que  todavía
en su vida, la vida florecía,
que había sueños posibles
y esperanza naciendo
entre cenizas que el viento dispersó.
El tiempo transcurrió,
cesó la lluvia,
se apagó la luz de la mirada
y los labios
quedaron en la espera de un beso
que jamás regresó.
 
 
___________
Derechos reservados.
 
 
 
 
 
 
 
 

4 comentarios:

Genín dijo...

No tengo palabras...
Muchas gracias, amiga...
Besos y salud

Alichín dijo...

Geni: Muchas gracias por tu infaltable presencia. Disfruta mucho tu viaje por esos lugares de exuberante floración. Un fuerte abrazo.



Alichín

Gustavo Misle Giraud dijo...

Que bueno que regresaste el blog.
Hacias mucha falta.
Un gran abrazo

Muxica Camdo dijo...

Vale la pena el regreso si llegas con poesía tan bella. Que raro estar aquí después de tanto tiempo. Un abrazo muy, muy grande.
muxica