viernes, 6 de abril de 2007

Mi encuentro con el fuego y el metal

Pienso en mi encuentro con el fuego y el metal y siento la satisfacción de haberme topado con un mundo magnífico, desconocido para mí hasta entonces... Y, aparte del sentimiento gratificante por lo que representan en sí fuego y metal unidos en un solo quehacer, me queda la gratitud de haber alcanzado, a través de su dificultad, un aprendizaje ajeno a la faena manual pues está vinculado estrechamente con el crecimiento interior: LA PACIENCIA. En efecto, conciliar metal y fuego para lograr una soldadura perfecta me llevó horas y horas de frustraciones y desencantos y, para no llegar al desaliento, eché mano de la paciencia: recuerdo que durante veinticuatro horas continuas, ininterrumpidas, aprobé la secundaria, el tercer y el cuarto niveles y creo que hasta el doctorado en el aprendizaje de la paciencia. Es decir, la orfebrería ha sido para mí una escuela de crecimiento espiritual...
¡Qué estupenda combinación la de metal-fuego-metal, que conduce a metal-fuego-forma o, mejor, metal-fuego-des-forma en tanto que el calor lleva a la incandescencia y ésta funde el metal y lo transmuta en formas caprichosas, aleatorias, inesperadas e irrepetibles... El fuego puede ser terriblemente destructor, pero también es un fabuloso aliado para la transformación... El fuego dignifica el vidrio, el esmalte, los metales y los convierte en poesía: la poesía de la forma y del volumen...

3 comentarios:

GUILLERMO dijo...

ALICHÍN: POR FIN HOY ME DECIDÍ A REVISAR TU BLOG CON CALMA (¡COMO LO MERECE!!) Y ME CONTENTO SINCERAMENTE DE HABERLO DEJADO PARA ESTE MOMENTO DE TRANQUILIDAD. FUE UN PLACER LEERLO, LA FLUIDEZ DE LO ESCRITO DEJA VER TU MAGISTRAL DOMINIO DE LA EXPRESIÓN ESCRITA, INVITA A LEER SABOREÁNDOLO Y NOS DEJA CON EL DESEO DE RECIBIR NUEVOS MANJARES. ES MUY ESTIMULANTE ENCONTRARTE EN ESTE DOMINIO TECNOLÓGICO Y DARNOS LA SATISFACCIÓN DE SORPRENDERNOS NUEVAMENTE, LUEGO DE TU DEMOSTRADA HABILIDAD DE ORFEBRE, DE POETA Y ABUELA. TE FELICITO Y ME FELICITO JUNTO CON TODOS LOS TUYOS POR CONSIDERARME UN AMIGO QUE TE APRECIA CON ADMIRACIÓN. FRATERNALMENTE, TU CUÑA, GUILLERMO.

Alichín dijo...

Querido "Panino": ¡Gracias por tus elogios (tal vez inmerecidos)que me incitan a continuar con este espacio... Pero, sobre todo, gracias por el afecto y por la permanencia, a través de los años, al lado de los míos (que son también los tuyos como tú eres, sin duda, muy nuetro). Espero que te animes, con tu especial talento y también dominio del idioma, a construir una casita ciberespacial, para que compartas con el mundo esas muchas cosas interesantes que tienes que decir... Un fuerte abrazo. Alichín

Al dijo...

Me encuntro con tu blog, como suele hacerse tirando de otros blogs, porque van enlazados como las cerezsas y en él hay una frescura muy grande que comprendo bien porque yo tambien soy de esa llamada por otros, no por mi, tercera edad, es decir la de la experiencia. Incluso te supero en años, auque creo que en espiritu vamos a la par ya que de otra manera no estaríamos aqui.
Yo tambien hago un blog desde hace algunos meses, pero como toda la vida trabaje como periodista, no puedo separarme de la profesion y es una especie de pequeño periodico con la noticia que mas me impacto cada dia dentro del mundo de la cultura. Nada de economia, nada de política, nada de deporte.
Con mi cariño